Progreso siente los estragos del huracán “Delta”

Progreso.- En punto de las nueve horas comenzaron a sentiré los estragos causados por el huracán “Delta” ya descendido a categoría 2 al tocar tierra en la Península de Yucatán en la parte de Quintana Roo.

Como “norte” violento se sintió la fuerza del fenómeno natural en Progreso, contando que el meteoro perdió fuerza el entrar a tierra pasando de categoría 4 a la 2.

Salvo uno que otro curioso, los progreseños se enclaustraron en sus viviendas, el 98% de los negocios, incluidos supermercados y farmacias cerraron, restaurantes, negocios de comida rápida, tiendas de ropa, hoteles, la zona comercial de Los Portales, incluso los servicios de taxi y combis brillaron por su ausencia.

Solo unos cuantos negocios como tendejones, algunas farmacias y negocios de artículos variados permanecieron abiertos al escuchar que “Delta” vendría a Progreso disminuida como categoría 2.

En el malecón solo las gaviotas revoloteaban y el monumento al fundador del puerto, Juan Miguel Castro, eran mudos testigos del paso de “Delta”, que venía con furia a la Península pero al tocar tierra en la parte de Quintana Roo perdió gran parte de su poder y en el puerto se sintió como un “norte” violento por las ráfagas de viento e intensa lluvia que inundaron numerosas calles de la ciudad.
Delta tiene vientos sostenidos de 175 kilómetros por hora, lo que lo convierte en un fuerte huracán de categoría 2.

El huracán se abrirá paso rápidamente sobre Yucatán esta mañana y resurgirá en el Golfo de México más tarde este mismo día para enfilarse a la Unión Americana.
Una vez de regreso en aguas abiertas, es probable que Delta se fortalezca y se convierta en un gran huracán, antes de girar hacia el norte hacia la costa de Louisiana, en Estados Unidos.

Cabe señalar que como en Progreso, la gente de toda la Península se preparó para la tormenta del martes comprando suministros en las tiendas de comestibles, cubriendo edificios con madera contrachapada y haciendo fila para llenar grandes jarras de agua.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *