//empieza aki //hasta aki

Preocupante la actitud del ex-priista Edwin Bojórquez alcalde de Kanasín

Por El Observador Kanasinense

La adicción a las selfies es una conducta obsesiva
Una adicción es un trastorno donde una persona siente o tiene una compulsión de forma periódica e incontrolable hacia algo, ya sea un objeto, sustancia, o situación.

“Es el caso de quienes tienen una inclinación desmedida hacia el celular, pero, sobre todo, a tomarse fotografías con él todo el tiempo”, señala Erika Villavicencio Ayub, académica de la Facultad de Psicología de la UNAM. “La adicción a las selfies es una conducta obsesiva cuya característica es el deseo incontrolable de autofotografiarse y publicar esas fotos. Las selfies son hechas para compartirse, subirse a las redes sociales y conseguir muchos “likes” de quienes las observan. La adicción existe cuando se busca esa foto de manera insistente, recurrente y que genere una dependencia tal, que si no se lleva a cabo provoca un malestar en la persona obsesiva”, explica.

“¿Por qué tomarse tantas selfies? Esto tiene que ver con aspectos sociales, culturales y emocionales, pues la tecnología ocupa un lugar muy importante hoy en día. Autofotografiarse y exhibir esas fotos tiene que ver con la necesidad de pertenecer a ese amplio grupo que comparte sus imágenes en las redes sociales; incluso, el éxito de muchas de estas plataformas consiste en la transmisión de selfies”, precisa.

Algunas investigaciones revelan que esta adicción está relacionada con la baja autoestima, búsqueda de atención, y hasta trastornos de personalidad como el narcicismo y el trastorno dismórfico corporal, el cual se caracteriza por la preocupación excesiva de los defectos físicos que se pudieran tener. Otros estudios refieren que las personas que más selfies publican en las redes sociales, son las que tienen menos amigos físicos, escaso intercambio sexual y poca cercanía con las personas en la realidad, agrega Villavicencio Ayub.

Finalmente, refiere que si se ha detectado la existencia de algún padecimiento relacionado con la adicción a las selfies —como déficit de atención, depresión, ansiedad, trastorno de personalidad o trastorno obsesivo compulsivo— es necesario acudir con un terapeuta especialista en la materia y tomar acciones.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.