PAN Y PRI aliados de nuevo en Umán

¿El anuncio de una traición?

Por arte de magia Quique Castio el diputado fantasma y Obdulia Solís reaparece de nuevo, casualmente cuando se acercan los tiempos electorales.

Por Daniela C. Canul

Salieron a la luz unas fotografías donde se enseña algo que, a primera vista, parece ser una premiación deportiva. Lo malo no es que se reconozcan a personajes jóvenes del deporte en Umán, el pecado está cuando se observa a viejos personajes que se sabe en algún momento fueron rivales por pertenecer a partidos distintos: PRI Y PAN. Se nota la desesperación de estos, que hasta alianzas están haciendo.

Personajes como la antigua panista Obdulia Solís y el priista Juan Paredes, mejor conocido como “Wilbur”, disfrazan sus alianzas con eventos deportivos, aparentemente alejados de la política, pero eso que se los crean en su casa.

¿Será esta una nueva alianza del desesperado y caído Freddy Ruz Guzmán? Lo decimos porque en dicho evento se observa gente que actualmente labora con él; el ex director de juventud y el actual regidor de todos colores, Mardoqueo Uicab. La otra cuestión es ¿qué hacen ahí? Seguramente supervisando que todo marche bien, tal como se los encargó el patrón. Pero al haber gente del PRI, hace mal pensar y creer que el diputado Quique “Castío” tiene metido su cucharota en tal caldo.

No es nuevo que la “Nena Castío” quiera asegurar su futuro en algún puesto público, ya se mal acostumbró. Aunque recordemos que, hace algún tiempo, surgió el rumor de que el fallido presidente de la mesa de diputados, a quien le dieron calle por ineficiente, había hecho un pacto con Freddy, pues de nuevo se le ocurrió traicionar a su partido si éste no le daba lo que él quiere. En esta ocasión, comprobamos de nuevo esa teoría.

En cuanto a Obdulia, creo que no tiene nada que hacer la señora. Esto de que muchos quieren ser suspirantes, seguramente le habrá despertado de nuevo el interés. Pero ¿qué podemos esperar de una mujer que se vendió cuando el PRI le “arrebató” o, mejor dicho, la silenció con una buena tajada de dinero? Así que no venga a hacerse la mujer caritativa. Quizá pueda engañar a unos cuantos, pero no a toda una ciudad que ha sido engañada por un alcalde mediocre, como lo es Freddy Ruz.

De nuevo, aquí ni uno ni otro vale la pena, todos son políticos antiguos que creen que las actuales formas de hacer política son aún las de hace 30 años. Son esos eternos candidatos que no quieren soltar la oportunidad porque saben que, de alguna u otra forma, les deja lana y como están acostumbrados a ganar dinero sin esfuerzo, que mejor manera la de engañar a la gente como lo hace Castillo, o aparecer por arte de magia como lo hace Obdulia.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *