//empieza aki //hasta aki

Se cumplen 35 años de la desaparición del yate “High Ball 4”

Progreso.- Han transcurrido ya 35 años de la misteriosa desaparición del yate “High Ball 4”

en el que iban a bordo varios hombres de negocios y profesionistas, y el enigma de su paradero todavía prevalece hasta nuestros días.

Y tal parece, que podrán pasar otros 35 años y este inexplicable episodio seguirá sin poder resolverse.

Fue un 10 de septiembre de 1986 a las 5 de la madrugada cuando partió del club de yates Villa Dorada del puerto de Yucalpetén para una jornada deportiva, la cual era contemplada para unas 12 a 14 horas, y que estarían de vuelta a las 6 de la tarde, tomando en cuenta que por ese tiempo amenazaba la tormenta “Danielle” y estaba el peligro latente de adentrarse profundamente en el océano.

Se dirigía el yate a un punto conocido “3-30”, conocido por ser un lugar que albergaba un enorme banco de peces de todo tipo.

En la pequeña embarcación iban Francisco Góngora Vela, Iván Rosado Muñoz, Rafael Cervera Ortiz y su hijo Rafael Cervera Pérez, Miguel García Fernández, Alonso Hernández Cámara, Miguel Portillo Contreras, Raúl Domínguez Ávila y como capitán Ángel Pérez Espadas, la mayoría socios del Club Rotarios.

Al pasar de las horas y caer la noche, la nave no regresó al puerto y comenzó la preocupación de los familiares que fueron a Villa Dorada, pero el barco no hacía su aparición en el lejano horizonte.

Para el jueves comenzó una intensa búsqueda participando unidades de la Armada de México, avionetas y helicopteros de dependencias como Pemex, además de yates y aeronaves particulares.

Los días fueron pasando y luego de buscar por más de 564 mil 160 millas cuadradas, comenzando desde el litoral que abarca Chuburná, Telchac y Sisal pasando por Río Lagartos e Isla de los Cayos, para extenderse por el Golfo de México y las costas de Tamaulipas, no se halló nada del yate deportivo.

Los equipos de rescate dieron por fin término a la búsqueda, llegando a la conclusión de que la nave se había hundido con todo y tripulación.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.