Los regidores de oposición del cabildo de Umán: ¿qué intereses representan?

Tal parece que los ediles del PRI y Morena ya entraron al juego y en lugar de representar a quienes votaron por ellos ahora bailan al ritmo de Freddy Ruz Guzmán. ¿Por qué están, entonces, cómo regidores? Muy sencillo: la lógica me dice que están ahí no precisamente para hacer su trabajo.

Por Fernando A. Toledo y Rivadeneyra

De la regidora del PRI, Geny Uc Castillo, no me extraña y hasta lo entiendo: los priistas nunca se han caracterizado por su compromiso con la ciudadanía y siempre han tratado de llevar agua su molino. Nada se espera de quien no se espera nada y gastar tinta en hablar particularmente sobre ella no sólo es inútil, resulta hasta necio. La naranja Yahaira Manzanero Mendoza tampoco ha mostrado estar a la altura de las necesidades de los umanenses. A estas dos, para el análisis, las colocaremos en la sección de “inútiles útiles”.
Pero de los regidores de Morena… ¡aaahhhh… eso es otra cosa! De Francia Montero y Alexis Uc podemos analizar, por ejemplo, su incapacidad y del discurso de la doble moral de Morena.

De entrada, lo preocupante es existiendo cuatro regidores de oposición en un cabildo conformado por once ediles, pareciera que no hubiese uno solo. Ellos representan poco más del 36% de las votaciones, lo que sin duda es una gran proporción. La pregunta es ¿a quién representan ellos?
El dilema es que esa pregunta genera otra incógnita: la cuestión no es preguntarnos para qué están como regidores, sino por qué son regidores. Evidentemente no están ahí por su capacidad ni su experiencia, por lo demostrado hasta ahora.
¿Por qué están, entonces, cómo regidores? Muy sencillo: la lógica me dice que están ahí no precisamente para hacer su trabajo y cumplir sus compromisos cómo ediles. Geny Uc Castillo, Yahaira Manzanero, Francia Montero y Alexis Uc no estan ahí para representar a los ciudadanos que votaron por sus partidos, parece que están ahí cómo premio.

A más de cuarenta días de nueva administración municipal estos cuatro regidores no han pedido con firmeza que el alcalde, Gaspar Ventura, cumpla con la tan cacareada y prometida auditoría. Tampoco se han posicionado, ni han pedido con carácter, que el asunto de los terrenos que Freddy y sus regidores les regalaron a sus amigos y parientes sea investigado y que, de resultar culpables, todos los involucrados en ese ilícito sean castigados por la Ley. Más bien se han visto complacientes y hasta esquivos con esos temas para no meterse en problemas. Todo pinta y parece indicar que ya entraron al aro de la corrupción. Y que conste que no necesariamente ser corrupto significa que ya se vendieron, sino que se han convertido en cómplices de presuntos corruptos. Son inútiles útiles, pues. A Freddy y “Venturita” se los dieron como “pilón” en el paquete.

Pero Francia Montero y Alexis Uc están peor que la priista y la naranja porque el discurso de su partido los traiciona y los hace lucir públicamente como unos cínicos sinvergüenzas de doble moral. Uno de los mantras de la 4T, repetido hasta el cansancio, es precisamente el combate sin cuartel a la corrupción. Los morenistas de Facebook todos los días lo usan como argumento para desacreditar a quienes critican a AMLO: “Nuestro amado líder heredó un país en desgracia gracias a la corrupción del PRIAN.” El chiste se cuenta solo.
Francia Montero y Alexis Uc tienen ahora la oportunidad de demostrar con hechos, no con palabras, el compromiso de su partido y de su excandidata, Kenia Sauri, para combatir la corrupción y castigar a los corruptos… pero no han hecho nada, hasta el día de hoy: o no quieren, o no pueden, o no saben cómo hacerlo. Cualquiera de las tres opciones es mala cosa, pero la primera es la peor, porque demuestra que ni siquiera hay voluntad para hacer y eso significa que ni están comprometidos con la 4T, como presumen, y mucho menos con la ciudadanía umanense que voto por Morena confiando en que ellos harían un verdadero cambio.
Francia y Alexis siguen los pasos del exregidor Gonzalo “Chalín”, quien, a pesar de decirse muy morenista y muy 4T, firmó sin cargo de conciencia alguno esas actas de cabildo para despojar a los umanense de su patrimonio público. Lo que no me queda claro es si estos bailan gratis o bajo alquiler. Es cuánto.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *