//empieza aki //hasta aki

Intensas lluvias complican la situación del sector pesquero

Progreso.- Embarcaciones de este puerto se encuentran fondeadas debido a las precipitaciones ocasionadas por el mal tiempo.

Hombres de mar entrevistados en el Puerto de Abrigo aseguraron que los fenómenos meteorológicos registrados en los últimos días han provocado que la crisis del sector pesquero se agrave.

En las zonas como el Puerto de Abrigo y en “La Caleta” pueden verse embarcaciones de gran dimensión acercándose a tierra para fondear y esperar a que Capitanía vuelva a abrir navegación.

Luis Ormeño dijo mantenerse en pausa laboral, aunque espera con ansias el regreso de la actividad pues ahora considera a la pesca como un trabajo donde se vive al día.

“No es sencillo vivir bajo tiempos de fenómenos meteorológicos, colegas llegan para prevenir que se volteen desde otras partes de la Península y ya aquí en Progreso es sobrevivir lejos de casa; nosotros los locales estamos desesperados por irnos, antes de la restricción ya había hasta buques con todo y carnada, ahora están en paro” dijo.

Por su parte José Aldana considera que el mal tiempo ayudará a “revolver” el mar para luego obtener fácilmente el producto; sin embargo, indica que aunque las tripulaciones lleguen al puerto con un buen cargamento, será complicado vender el pescado, ya que la economía impactará a Progreso en otras áreas.

“En el último viaje que dimos, hace ocho días exactamente, nos fue muy bien, es complicado traer toneladas de producto y lo conseguimos, llegamos con 2 toneladas y 800 kilos de mero y especies como el canané, pero el problema ahora es que lo adquiera el empresario, con este tiempo nadie se atreve a arriesgar fuertes cantidades de dinero”, externó.

Los marinos indican que entre las especies con más demanda está el jurel, cuyo valor en el mercado independiente está en $40 pesos y a $60 en el mercado tradicional; así mismo el kilo de filete de chac -chi se obtiene a $80 y $100 pesos respectivamente.

En cuanto al mero, cuya veda se abrió hace un par de meses, el precio oscila entre $200 y $230 pesos el kilogramo de ejemplares de mero grande; para mala suerte del gremio pesquero, esta especie ha obtenido baja captura, pues argumentan que la pesca ilegal de pepino de mar, sigue afectando a la biodiversidad del mar.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.