Inseguridad: ahora más común en Umán

¿Dónde está la policía municipal?

Por Omar Xool

A través de las redes sociales, es más común observar que la gente, en especial mujeres, hacen públicas sus malas experiencias respecto a la inseguridad que día a día viven en Umán, situación que se ha vuelto más común en la ciudad.

Tal es el caso de una denuncia ciudadana respecto a una mala experiencia que, este fin de semana se suscitó en el municipio umanense.

Resulta, que una joven explicaba que, ya eran pasadas las 10:00 pm cuando acompañaba a su empleada a encontrar un moto taxi e irse a su domicilio, también iba con ellas una menor, hija de dicha empleada. Narra que una camioneta le cerró el paso, cuando ella iba de regreso a su casa, la cual se encontraba a pocos metros del incidente. Comentó que el conductor de dicha camioneta, abrió la puerta al notar que ella se encontraba parada sola en la calle, lo que no contaban los individuos es que, ya están frente de su domicilio.

Al observar que la joven se encontraba segura y, en la puerta la esperaba su madre y su bebé, los hombres aceleraron el paso y se fueron rápidamente. Un hecho que, por fortuna, no pasó a más y sólo fue el susto.

Preguntamos ¿dónde está la policía municipal? Son muy valientes para llevarse indigentes pero, para dar rondines y estar al pendiente de la seguridad de los ciudadanos, para eso no funcionan. Además, ¿será que las 4 unidades policíacas más recientes que les entregaron por el gobierno del estado, aún sirvan? Tal vez, como es costumbre de los uniformados umanenses, ya las han tomado para uso personal.

De verdad que el departamento de seguridad pública municipal, hace lo que quiere y de todo, menos cuidar a la gente. Incluso, son los mismos ciudadanos quienes se han dado cuenta de que estos oficiales, en lugar de cuidar a la sociedad, los ponen más en riesgo, sobre todo con la ausencia notoria de patrullas en las calles, más a altas horas de la noche.

Es más común con el paso de los días, que la inseguridad en una de las ciudades más tranquilas del estado, vaya ganando terreno. Ojalá que no pase nada que lamentar. Exhortamos a toda la población a cuidarse, ya que la delincuencia no respeta género ni estatus y ninguna posición social.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *