En Dzilam González, la desgracia se hizo presente en las primeras horas de este miércoles

Gran pérdida para la familia de doña Petronila C. Camacho y de su hijo Francisco C. Chuc de 49 años.

Parecía un día normal en la vida de la señora Camacho, de 68 años, que se puso a preparar el desayuno para compartir con su ser querido. Pero al llevárselo a su vivienda tuvo la terrible suerte de hallarlo muerto. Se había suicidado, colgado.

En medio de su enorme pena, la mujer alcanzó a expresar que su hijo, que vivía solo, tenía problemas con el alcohol. Ella misma fue quien dio parte a la policía local, quienes a su vez informaron del hecho a personal de la Secretaría de Seguridad Pública.

Al llegar los servicios de emergencia, los paramédicos confirmaron la muerte del hombre.
Después que las unidades de la SSP aseguraron el área, arribó personal del Servicio Médico Forense (Semefo) para el levantamiento del cuerpo y las diligencias de ley.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.