Parejas y familias enteras acuden a playas ante amenaza de un nuevo cierre

Progreso.- Con la amenaza de un nuevo cierre para antes de Semana Santa, unas 8 mil personas llegaron a disfrutar de su pasadía en este primer domingo del mes de marzo.

En su mayoría fueron parejas y familias enteras, trayendo hasta el bebé en carreola y la abuelita en silla de ruedas, llegaron de este puerto así como del interior del estado, algunos nacionales y parejas de extranjeros.

El sol de 25 grados centígrados motivó este arribo de paseantes, en donde los comerciantes del malecón tradicional dieron a conocer que les avisaron con anticipación de un nuevo y muy probable cierre del lugar antes del inicio del período vacacional de la Semana Mayor.

José Caamal dijo que “nos avisaron de que el domingo 28 sería el último domingo con las playas abiertas y ya para el lunes 29 estarían de nuevo cerradas, para que cuando llegue las vacaciones de Semana Santa no haya aglomeraciones”.
Estas mismas aglomeraciones se dieron sin ser vacaciones, pues la entrada al puerto que es la calle 78 se llenó de coches, autobuses y camionetas de pasajeros al mediodía y pasando la una de la tarde. Se vieron largas filas en los expendios de cerveza y en las tiendas de autoservicio.

En tanto que en el interior de la playa, bajo las palapas era común que se juntaran varias mesas, con familias completas o grupos de jóvenes, eso sí sin guardar la sana distancia.

“Esperemos que no cierren, porque de qué vamos a comer, ya estamos pasando penurias porque las ventas no levantan”, coincidieron en señalar Wenceslao Canul y Humberto Romo.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *