Envenenan perros en Progreso

Progreso.- Vecinos de la colonia Benito Juárez García ubicada al poniente de la ciudad piden a las autoridades tomar cartas en el asunto, por la muerte de de cuatro perros con croquetas envenenadas en la vía pública.

“El problema se suscita con frecuencia, normalmente desde hace un mes se ve un perro por semana pero nunca tantos como pasado del viernes al lunes. Es algo difícil de concebir, pues no solamente estas personas se han dedicado a matar animales de la calle sino también perros de casa”, explicó Alicia Moreno, quien también aseguró barrer ayer por la mañana un puñado de comida para canes.

Resalta que dos ejemplares fueron colocados por sujetos aún desconocidos en uno de los terrenos baldíos con los que cuenta la zona también conocida como “La gasera”, pues vecinos del rumbo afirmaron ver un auto tirar ambos canes para huir en el móvil particular.

El último ejemplar se trató de “Nala”, una perra sin especie que fue adoptada por la familia Amaro Navarrete luego de que la encontraron agonizando tras ser atropellada por un automóvil en dicha colonia.

“Llegue de trabajar y cometí el error de dejar salir a mi mascota para recibirme, sin darme cuenta que avanzó unos metros a la calle. En menos de veinte minutos la vimos regresar con espuma en la boca y agonizando, nos dolió perder a ese animal porque formaba parte de nosotros”, expresó Daniel Amaro Navarrete, conocido taxista del rumbo.

El entrevistado declara que a partir de ahora el mismo conjunto vecinal iniciará rondas de vigilancia en diferentes turnos ante la tardía reacción de las autoridades municipales, pues como se mencionó el impacto no solo ha afectado a los “lomitos” callejeros sino también a las mascotas caseras.

Cabe mencionar que por los numerosos sitios baldíos, poca población y cercanía con lugares como la carretera a Chicxulub o la ciénaga, en esta zona del puerto habita gran cantidad de manadas de canes y gatos en situación de calle, mismos que pertenecen a una sobrepoblación de más de cuatro mil especies en las mismas condiciones.
Mismo problema también se ha relacionado en la comisaría de Flamboyanes cuando en el mes de agosto se encendieron alarma tras la muerte de más de una decena de lomitos que fueron envenenados en la vía pública.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *