Calles semi-desiertas y negocios cerrados así luce Progreso en día de las madres

Progreso.- Por vez primera, en Progreso, como en el resto del mundo, los habitantes de este municipio festejaron a las mamás en medio de calles semi-desiertas, negocios cerrados, playas y parque vacíos, etc.

En este especial Día de las Madres se usaron comúnmente llamadas telefónicas y videoconferencias con lo que pudieron festejar el Día de las Madres en tiempos del encierro por coronavirus o Covid-19.
Así, los festejos con motivo del Día de la Madres se limitaron a la compra de alimentos y bebidas, así como regalos comprados por internet y almuerzos y cenas a través de pedidos a cocinas económicas, restaurantes con el servicio de entrega a domicilio y negocios de comida rápida.

De acuerdo a la opinión de comerciantes, y ante las expectativas de bajas ventas y tendencias de consumo para esta fecha a escala micro, pequeña y mediana empresa, el 90 por ciento de las personas que tienen posibilidades económicas de dar un regalo, esperará a que termine la pandemia para comprarlo.
Es tanto el cuidado que tienen los progreseños para preservar la salud que ni las serenatas se escucharon en las calles a horas de la madrugada como en años anteriores.

A medida que se acercaba el Día de las Madres la mercadotecnia buscó abrirse paso principalmente tiendas como florerías y supermercados con artículos alusivos como perfumes, ropa, pasteles, entre otros.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.