Ansiedad supera en Yucatán a la depresión, reveló el Inegi

En Yucatán, la ansiedad afecta a poco más de la mitad de la población, mientras que la depresión se detectó en uno de cada cinco habitantes, reveló el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), al presentar los resultados de la primera Encuesta Nacional de Bienestar Autorreportado (Enbiare) 2021.

La Enbiare se levantó del 3 de junio al 23 de julio de 2021, con el objetivo de producir información estadística sobre distintas dimensiones de la medición del bienestar de la población adulta de 18 y más años, alfabeta y hablante de lengua española que reside en áreas urbanas y rurales.

Al mismo tiempo, permitió responder preguntas sobre cómo influyen aspectos de la vida personal, familiar, laboral y social en el nivel de bienestar subjetivo de la población adulta en México.

Las proporciones de población con síntomas de depresión asciende a 15.4 por ciento, sin embargo, entre las mujeres la proporción es más alta, alcanzando el 19.5 por ciento con síntomas depresivos.

A nivel de entidades federativas, los porcentajes más altos de síntomas de depresión los presentan las poblaciones adultas de Guerrero, Tabasco y Durango, mientras los porcentajes más bajos las de Quintana Roo, Sonora y Nuevo León.

Yucatán ocupa el décimo lugar nacional, y este problema de salud mental afecta al 16.7 por ciento de la población.
Definió la depresión como un trastorno mental frecuente, que se caracteriza por la presencia de tristeza, pérdida de interés o placer, sentimientos de culpa o falta de autoestima, trastornos del sueño o del apetito, sensación de cansancio y falta de concentración.

Mientras que la ansiedad, es un estado emocional displacentero acompañado de cambios somáticos y psíquicos, que puede presentarse como una reacción adaptativa, o como síntoma o síndrome que acompaña a diversos padecimientos médicos y psiquiátricos.

En el caso de los síntomas de la segunda problemática, se captó que el 19.3 por ciento de la población adulta tiene síntomas de ansiedad severa, mientras otro 31.3 por ciento revela síntomas de ansiedad mínima o en algún grado, por lo tanto, el 49.3 porcentual no la presenta.

Para la población femenina, los porcentajes son de 23.2, 32.8 y 44, respectivamente.

Las entidades cuya población adulta promedia porcentajes más altos con síntomas de ansiedad, sea mínima o severa, son Puebla, Chiapas y Michoacán, en tanto que los porcentajes más bajos corresponden a Nuevo León, Baja California y Quintana Roo.

Yucatán se ubica en el sexto lugar nacional, y afecta al 55.2 por ciento de la población.

La encuesta captó que el 85.7 por ciento de la población adulta tiene alguna manifestación de empatía con la vida no humana, esto es, ha hecho algo para evitar la crueldad o el sufrimiento animal y/o cuidar plantas y árboles en su entorno, en tanto que 73.4 porcentual declaró cohabitar con mascotas.

La presencia de estas características en proporción tan elevada explica la proximidad entre el promedio de síntomas de depresión-ansiedad de este grupo respecto a la población en su conjunto.
A nivel de hogares, el 69.8 por ciento cuenta con algún tipo de mascotas, y el porcentaje más alto se presenta en Campeche y el más bajo en la Ciudad de México.

En total se tiene un acumulado de 80 millones de mascotas, 43.8 millones de ellas son caninos, 16.2 millones felinos y 20 millones una variedad miscelánea de otras mascotas.

Sin duda las mascotas son una presencia importante en la vida de los hogares mexicanos, aunque su significado en términos anímicos parece ser más compleja de lo que pudiera sugerir una mera asociación directa.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.