Home / Portada / Presuntos casos de maltrato animal en Umán

Presuntos casos de maltrato animal en Umán

El pasado miércoles 10 de julio, unos habitantes del fraccionamiento San Lorenzo, en Umán, quienes viven cerca de una de las canchas principales del lugar, fueron testigos implícitos del maltrato de un perro de raza pequeña.

Por Omar Xool

Al estar en la comodidad de su hogar, escucharon la risa de unos jóvenes que provenía de la cancha, al asomarse, se percataron que estaban jugando con el pequeño perrito, a lo que de un momento a otro, se dejó de oír el ruidero; a la mañana siguiente, al salir de su casa se dieron cuenta que el perrito estaba tirando muerto a un lado de la acera, justo donde se encontraban los jóvenes riéndose, con esto confirmaron que al momento de dejar de oírse las risas, es porque el animal ya estaba muerto.

Casos como este se han visto muchos en la ciudad, sobre todo en fraccionamientos como Itzincab y Piedra de Agua, incluso se ha hablado sobre el envenenamiento de perros y gatos, que no son callejeros, tienen dueño, únicamente salen por accidente o por costumbre. Esto nos confirma, que desgraciadamente en Umán, existe gente que no tiene sentimientos y que no le importa terminar con la vida de un ser vivo, inocente, sobre todo.

No, en esta ocasión no vamos a responsabilizar a las autoridades, aunque si deberían estar pendiente, hoy fue un perrito, mañana podría ser una persona, hay que estar más pendientes con los temas de seguridad en todo el territorio de Umán. Es importante, que los ciudadanos se cuiden entre sí, pues queda más que claro que ninguna autoridad lo hará, aunque sea su tarea principal. También debe de existir el respeto mutuo, incluso entre las mascotas que se encuentran en la calle, aun sean callejeros, si no molestas a los animales callejeros estos no te harán nada. Ahí sí, en este tema es responsabilidad de las autoridades hacer algo al respecto.

Ojalá la ciudadanía entienda que no es humano el maltratar a un animalito inocente, eso habla de la calidad de personas que son y sobre todo, de la sociedad por la que se rodea. ¡Que mal!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.