Home / Portada / Freddy y Bruno ¿qué hay detrás de la concesión a SIRBE?

Freddy y Bruno ¿qué hay detrás de la concesión a SIRBE?

Por: Marijose Canul

Además de la polémica que ha causado, entre la ciudadanía, el hecho que el ayuntamiento haya decidido cambiar el servicio de recolección de basura municipal sin previo aviso está el hecho que aún no quedan claros los motivos por los cuales se concesionó a una empresa particular.
Y es que, lo decimos una vez más, Freddy Ruz es tremendamente eficaz para comunicar lo que le conviene, pero no los asuntos que a la ciudadanía verdaderamente le afectan y le importan. ¿Cuándo nos informó Freddy Ruz por medio de sus plataformas digitales el cambio de servicio? Porque yo nunca vi ni un solo anuncio al respecto en sus muros oficiales de Facebook y en la página web del ayuntamiento.

Y eso era lo mínimo que Freddy tiene por obligación hacer, pero tampoco hay que ponerse muy exigentes para pedirle las condiciones en las que a SIRBE se le adjudicó la concesión. Y aclaro que la situación de exigencia no es que pretendamos adoptar una postura intransigente, sino que la misma ley obliga a Freddy y todo el cabildo a informarnos el por qué SIRBE tiene esa concesión y que sucedió con el servicio que prestaba el ayuntamiento mismo en cuanto a la recoja de basura.
En primer lugar, Freddy Ruz y mismo Bruno Xool, en su calidad de síndico, deben aclarar porque decidieron que el ayuntamiento ya no era capaz de dar ese servicio por si mismo ¿era incosteable? ¿las unidades estaban en mal estado? ¿se hizo un estudio serio al respecto? ¿quién hizo ese estudio y cuanto costo? ¿cuáles son las recomendaciones contenidas en ese estudio? ¿la concesión era única opción?

Pero también Ruz y Xool deben aclarar las circunstancias legales en las que a SIRBE se le otorgó la concesión ¿cuándo se hizo la convocatoria pública para otorgar esa concesión? ¿quiénes participaron? ¿Por qué se eligió a SIRBE si es evidente que no cumple con los requisitos para otorgar ese servicio? ¿qué sucedió con los vehículos y la plantilla de personal que antes daba ese servicio?
Esta casa editorial ha solicitado a la Unidad de Transparencia del Ayuntamiento de Umán toda la documentación relativa al caso. Les advertimos que nosotros no tenemos prisas, pero si este asunto, entre otros tantos que irán saliendo a la luz pública, no se aclaran de manera rápida nosotros no tenemos ningún empacho en cuestionarles una y otra vez cuando estén en campaña.

Si todo se hizo de manera legal, ni Freddy ni Bruno tienen motivos para no entregar la información que les pide, pero en todo este asunto algo huele muy mal… y no es precisamente la basura: cuando SIRBE te cobra y a cambio te da un recibo sin folio ni R.F.C., algo no está bien porque se presupone un delito fiscal; cuando los camiones que recolectan la basura van regando los lixiviados por las calles que recorren, algo no está bien porque se puede estar cometiendo un delito en contra del medio ambiente; cuando los mismos empleados de SIRBE te aseguran que no cuentan con las prestaciones mínimas a las que Ley Federal de Trabajo obliga, algo no está bien porque se puede estar incurriendo en delito laboral. ¿El ayuntamiento de Umán le otorga concesiones a una empresa que, al parecer, opera fuera de las leyes?

Gente del mismo ayuntamiento afirma que la concesión se tranzó mediante una mochada y que tanto Freddy cómo Bruno se llevan su buena tajada. Eso ellos lo deben aclarar, porque no falta en Umán quien asegura que las casas y terrenos que Bruno Xool está cotizando en Chetumal serán pagadas con dinero publico y/o producto de moches. Por lo pronto nosotros no quitaremos el dedo del renglón. Advertidos están.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.