Home / Noticias Relevantes / Alzheimer es principal causa de muerte de senescentes

Alzheimer es principal causa de muerte de senescentes

El Alzheimer se convierte en Yucatán en la principal causa de muerte de los senescentes, destacó el epidemiólogo de la Liga Mexicana por la Defensa de los Derechos Humanos (Limeddh), Eulogio Pérez Peniche, al establecer que la incidencia es superior a la registrada en Quintana Roo y Campeche.

Al mismo tiempo, “es el padecimiento que más afecta a la familia en general”, debido a la atención médica así como los cuidados que debe de tener la persona que con esta problemática.

Comentó que por vez primera, en el país se realizó un estudio relacionado con el Alzheimer, cuyos resultados han mostrado el grave impacto que tiene la enfermedad.

“Ahora ya sabemos de que mueren los adultos mayores, y no como antes, cuyo argumento fue que ‘murió por viejito’. Ahora se conoce las entidades donde hay mayor problema y las técnicas que se deben de tomar para el control del índice de mortalidad, etc”, acotó.

Al presentar el estudio de “Mortalidad por enfermedad de Alzheimer en México de 1980 a 2014”, explicó que la tasa en Yucatán es de 1.66 a 2.27 por cada 100 mil habitantes, mientras que en el caso de Quintana Roo, es de 1.04 a 1.65, y Campeche, de 0.41 a 1.03.

“En la Península de Yucatán hay una composición diferente, con un índice de mortalidad muy alto en Yucatán y muy bajo en Campeche, mientras que entre ambos rubros está Quintana Roo”, añadió.

Resaltó que la mortalidad por enfermedad de Alzheimer es un problema de salud pública en México, con tendencia creciente, especialmente entre mujeres y adultos mayores.

Definió el Alzheimer como un trastorno neurológico incurable, progresivo y mortal de lenta evolución que afecta el cerebro humano, produciendo la pérdida progresiva de la memoria, orientación, juicio y lenguaje.

“Es la principal causa de muerte de los senescentes, ya que con la demencia pueden cometer actos que les provoque su fallecimiento, como el caerse en la casa o el salir a la calle y sean atropellados, así como de problemas de comorbilidad adyacente no controladas, como la diabetes, y la situación se complica cuando no toman medicamentos”, subrayó.

Pérez Peniche resaltó la importancia de establecer medidas de prevención, detección oportuna y control, dado el notable cambio de la pirámide poblacional del país, ya que cada vez son más las personas con al menos 60 años de edad.

Reconoció que un paciente con este mal afecta notablemente a la familia, pues representa gastos médicos mayor empleo de tiempo para el cuidado, y la atención que debe de tener, por lo que son diversos los casos en los cuales optan por llevarlo a un asilo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.